Está aquí: Inicio Noticias Cultura y fiestas El Museo Comarcal aumenta su patrimonio con una cruz sobre azulejos del Siglo XVIII

El Museo Comarcal aumenta su patrimonio con una cruz sobre azulejos del Siglo XVIII

El Museo Comarcal ya cuenta, entre su extenso, variado y rico patrimonio, con una cruz, diseñada en 1721 con azulejos de la época y que, durante muchos años, presidió la casa que, en la calle Víllora, adquirió Miguel Martínez. Hace tiempo decidió donarla al Ayuntamiento hellinero, tras reconocer el trabajo que ha realizado el Cronista Oficial, Antonio Moreno.


Precisamente en la sede del Museo que se halla en la calle Benito Toboso, y en presencia el alcalde de Hellín, Ramón García, y el director de aquél, Javier López, el donante, tras recibir un diploma, desveló que la cruz se hallaba en una vivienda, compartida, que compró hace unos años y que, por su estructura, intuyó que pudo tratarse de una antigua fonda para el descanso de los viajeros que llegaban procedentes de las Puertas de Madrid, Tobarra o Pozohondo
El primer edil agradeció el gesto de Martínez Tébar de ceder una cruz, a la que le falta un azulejo que no se ha podido recuperar, y en la que aparece el símbolo del gólgota, junto a la fecha de principios del Siglo XVIII.
El valor de los museos
Ramón García puso en valor, en el Día Internacional de los Museos, el papel que cumplen, y también en Hellín, como ha sucedido desde su apertura, hace 22 años, estos edificios que “son testigos de nuestro pasado y raíces a través de los elementos de un gran valor que atesora”.
Asimismo, desveló las intenciones del Gobierno de poder inaugurar, de manera oficial, en la Semana Santa del 2018, el Museo Rafael Sánchez Hortelano de la Casa del Conde.

Ejemplo 1

Sobre nosotros

La emisora municipal de Hellín nace la primera semana de marzo de 1.987, con el objeto de cubrir el vacío existente en el espectro radioeléctrico de la ciudad, pues desde que la anterior finalizó su actividad más de veinte años atrás, con motivo de la reconversión efectuada en la radiodifusión española, al tener que abandonar la Onda Media y pasar a Frecuencia Modulada las estaciones locales, los hellineros se quedaron sin poder disfrutar de este medio de comunicación, con el agravante de que, debido a la orografía del territorio, la oferta radiofónica procedente de otras localidades era bastante exigua.